MANNIX (Campaspero. Valladolid)

Texto y fotos: Miguel Casas (GUÍA MIGUELÍN)

mannix1

La curiosa historia del actual Mannix comienza a principios del siglo XX, cuando Andrés abre una carnicería y confecciona un horno para asar los lechazos a los amigos. Su fama de buen asador se va pregonando por la comarca de la Churrería y enseña el oficio a su hija Irene, que se hace cargo del negocio a su muerte, dándole un gran impulso.

En los años 60, la hija de Irene, Rosaura, se casa con Eusebio, también hijo y nieto de asadores, que toman el relevo. De esta época tienen guardado un jarrillo de los que se utilizaban para el vino,  fechado en 1964 con el nombre del establecimiento que era “Carnicería Mesón de Irene e Usebiete”.

mannix2

Este nombre duró hasta 1981, que es cuando hicieron una gran reforma y le rebautizaron con el nombre de Mannix. Ques es el nombre del famoso detective de la serie de televisión. Me ha contado Marco Antonio que se lo puso  porque el hermano pequeño Abel, jugaba con una pistola de plástico en la calle, emulando las aventuras del detective. A su padre le hizo gracia y decidieron nombrar así al nuevo restaurante.

A la muerte de Eusebio en 1999, se hacen cargo del restaurante Marco Antonio y su hermana Carmen, ayudados en la sala por Carlos, el marido de Carmen y todo bajo la supervisión de Doña Rosaura, madre de Marco Antonio y Carmen.

Las nuevas generaciones vienen pegando fuerte. Se ha incorporado Gema García, hija de Carmen y Carlos. Estudió cocina en la escuela de Luís Irizar, en San Sebastián, haciendo las prácticas en varios afamados locales de San Sebastián. Una vez que acabó estuvo una temporada en el Celler de Can Roca.

mannix3

Gema se encarga de las entradas y de la repostería. Es muy apreciado el foie, los buñuelos de bacalao, las croquetas y sus creaciones reposteras.

La decoración del gran salón es un tanto especial, no sabría definirla. Me recuerda al clásico Casino de Pueblo, con sus lámparas tipo araña, su escalera de piedra, sus paredes pintadas de rojo y sobre ellas, bodegones, fotos, trofeos de caza y estatuillas.

Tiene una capacidad para 300 comensales y al ser diáfano, se utiliza según necesidades, dividiéndolo por medio de biombos.

Su cocina es castellana y preparan uno de los mejores lechazos que se sirven en las tierras de Castilla. Su secreto, ganadería propia, corderos churros de 5 a 6 Kg, el horno de adobe y paja, la madera de encina, la sal, el agua y las manos de Marco Antonio, su Maestro Asador.

mannix4

Con total merecimiento ha recibido en 1999 el Blasón de Oro y del Turismo y al año siguiente el Premio al Mejor Empresario del Año en la Comunidad de Castilla León.  Como guinda, en 2015 y 2016, ha recibido el Premio del Mejor Asador de España. En 2017, todavía no se ha celebrado.  Marco Antonio lleva con orgullo ser la tercera generación de maestros asadores, por parte de madre y padre.

Es un lugar que se viene a comer lechazo y ensalada de lechuga, regada con buen vino, como te suele recordar Carlos, si bien su hija Gema, le ha roto un poco los esquemas, con las excelentes entradas nuevas que prepara, manteniendo también las de siempre; la morcillita frita, el pastel de lechazo, los riñones a la plancha o las mollejitas y  si hace mucho frío, la sopa castellana sienta de maravilla y después un cuarto de cordero, que es una buena ración para dos personas, acompañado de ensalada de lechuga.

mannix5

Para los que no temen lechazo, en su carta encontrarán, pescados y carnes.

De postre,  las creaciones que Gema sugiera, conviene dejarse aconsejar.

La bodega es buena, con grandes añadas de la Ribera del Duero, a unos precios razonables

Celebran bodas, comuniones y todo tipo de eventos.

Siempre hay que reservar y fijar la hora de la comida y hasta las 14,30 no se pasa al restaurante.

Precio medio 35 € con vino de la casa.

Felipe II, 30.- Teléfono 983698018.- Campaspero (Valladolid).


©Copyright Diego Caballo